Retiro EN FAMILIA

IMG_7163

“…Que ilusión, que ilusión, que ilusión, que tenía el sembrador “

Y, la verdad, esa fue la sensación con la que nos fuimos todos de los Ejercicios en familia celebrados en La Salle de Lliria, el fin de semana del 31 de enero, 1 y 2 de febrero. Una enorme ilusión por comprobar la gran riqueza que tienen los Equipos de Nuestra Señora, en nuestra Región… 31 familias, 56 niños, juntos un fin de semana compartiendo, orando, jugando, cantando, desde los mas mayores a los más pequeños. ¡Un lujazo!

Este año contamos con la dirección de Javier Grande (@javiergranba), Consiliario de Equipos, que, tomando como hilo conductor los audiovisuales de Valivan (www.valivan.com), nos propuso una serie de cuatro meditaciones sobre las parábolas “El tesoro escondido” (viernes noche), “La casa sobre la roca” y “La semilla plantada” (sábado), y por ultimo “Los talentos” (domingo).

Como ya es tradición en los Ejercicios en familia, la mañana empezaba con el “despertar musical”, por los pasillos de La Salle, a cargo de Mª José y Carmen, derrochando energía y buen humor, aun en pijama y con alguna legaña,  cantando el  “Alegre la mañana”. ¡Genial!

Poco después, la oración de la mañana, nos reunía a todos poniéndonos en presencia del Señor, para prepararnos a trabajar las propuestas de Javier. El domingo, además, siendo el día de la Candelaria (contábamos con dos “Candelas” entre los niños y jóvenes), la oración fue  especial, ya que hubo bendición de las velas que habíamos entregado a cada matrimonio. Luego, en una improvisada procesión, entramos en la sala para la oración del la mañana.

Y en seguida, a trabajar. Las cuatro meditaciones empezaban igual, con el video de la parábola motivadora  que veíamos y cantábamos todos juntos. Luego, en tres grupos, matrimonios, adolescentes y niños, nos poníamos “a la faena”.

Javier empezaba con nosotros, los matrimonios, dándonos unas pautas sobre la idea que él quería extraer de la parábola correspondiente. Unas palabras directas, que, por las impresiones de los asistentes, nos han calado a todos. Salpicadas de humor (los “pepinillos en vinagre” del Papa Francisco en su exhortación apostólica), pero con claridad, a veces incomoda, cuando tocaba (no digáis “es que no tengo tiempo”, decid…”no es lo suficiente importante para mí”. Sed sinceros.).

Después, nuestro tiempo personal y en pareja, para “rumiar” lo escuchado y orar. Tuvimos tiempos privilegiados (¿no nos quejamos siempre de la falta de tiempo para “cuidarnos”?), que permitieron, siguiendo  la propuesta de Javier, revisar los puntos de esfuerzo, la oración personal, conyugal, la sentada, la oración familiar…

Mientras, Javier trabajaba con nuestros adolescentes, con dinámicas atractivas para ellos (los “emoticonos”, la “quiniela de valores”…). Un grupo estupendo de chicos y chicas  que conectaron muy bien entre ellos (grupo de whasapp incluido), hasta el punto de que la pregunta que más se oía el domingo tras la comida era “¿Cuándo nos volveremos a ver?”. Como nos contó luego Javier, una maravilla de grupo, siendo muy sinceros en sus preocupaciones e inquietudes.

¿Y los más peques? ¡También a “trabajar”! los monitores del grupo Xaire hicieron que los mas pequeños “jugasen” y se lo pasasen bien sacando su vena artística para disfrute de los mayores en el encuentro final de cada meditación. Genial la interpretación de la parábola del sembrador con varios narradores, coro de acompañamientos, pájaros con picos de cartón y plantas que crecían… Más de un papá y mamá agotó la memoria de la cámara…

Aun quedó tiempo el sábado noche para compartir todo lo vivido ese día en varios grupos mixtos. Mientras, los adolescentes veían una película propuesta por Javier, que sería comentada al día siguiente teniendo como referencia la parábola de los talentos. Durante este rato los pequeños disfrutaron con manualidades, pinturas y una peli de dibujos.

Desde luego, fue un intenso fin de semana de encuentro en familia con Jesús, lleno de buenas sensaciones, de alegría de vivir nuestra fe, y de recargar las pilas para seguir adelante, salir al mundo y  “atrevernos a vivir el evangelio” cada día.

IMG_7174

Gracias, Señor, por todo lo vivido.
¿A qué esperáis para apuntaros el año que viene?

Bernardo y Mª José

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies